domingo, 24 de mayo de 2015

Coracero francés - P.A.P. 3

Vamos con la tercera entrega de este mini paso a paso.

Una vez que la coraza está más o menos definida, a falta de algún retoque, ahora solo hay que dejarse ir y abordar el resto del trabajo de forma ordenada. Lo primero era la bandolera. El color blanco también hay que atacarlo con paciencia, saturando poco a poco el color. Yo parto de una base de hueso, uniforme inglés y una pizca de negro. A partir de ahí subidas con hueso y sombras con marrón y negro, siempre de forma muy sutíl. Esta es una mezcla estandar, pero con aportaciones de ocres, amarillos o marrones podemos conseguir diferentes acabados.

Los guantes y los pantalones son un ejemplo de que con la misma base de blanco obtenemos un tono distinto añadiendo más marrón oscuro y amarillo mate.


En la próxima entrada ya mostraré el resultado final.

No hay comentarios: